Cuando nos gusta una persona comenzamos a buscar la forma de que nos de una oportunidad para salir. Algunas veces las personas son muy flexibles y permiten que salgan, hasta se puedan conocer y si no has sido enviado a la “zona del amigo”, entonces lo mejor es que puedas detectar si esa persona en verdad está pasando un buen momento contigo y exista la posibilidad de una segunda cita.
Te traemos unos síntomas de aburrimiento en la primera cita para que en caso de que detectes esto en ese momento, tengas la oportunidad de hacer que las cosas cambien o incluso, darte cuenta de que las cosas no están siendo como en realidad lo deseabas. ¡Mejor quédate! y a partir de ahora tengas la posibilidad de identificar las cosas inmediatamente y no pierdas más el tiempo.

Aburrimiento en la primera cita
Aburrimiento en la primera cita

¿Cómo identificar si está siendo una cita muy aburrida?


Aburrimiento en la primera cita
Aburrimiento en la primera cita

Cada uno de estos consejos te ayudarán para que evites este tipo de problemas. Recuerda que para muchos hombres y mujeres es muy importante la primera cita para determinar si en verdad puede existir alguna relación entre ustedes.

No deja de ver su móvil: Algo bastante recurrente y aunque para muchas personas es algo normal, cuando hay una cita con otra persona y en verdad existe el interés de que se de algo, por lo general esa persona suele hacer todo lo posible por guardarlo, pero cuando las cosas están aburridas, no deja de ver su dispositivo móvil al grado de que mejor se enfoca en responder mensajes o hacer otras cosas que estar atendiendo la charla o lo que estén haciendo.


$ads={2}

No está concentrado/a: Otra de las cosas que ocurren de forma recurrente es que por más que quieras conversar con esa persona, probablemente esté viendo otras cosas o simplemente no esté poniendo atención a ese momento. Para ti, puede ser algo muy importante, mientras que para él o ella, no son cosas que le hagan tener interés.

Incomodidad en silencios: Un problema cuando las cosas no se están dando como lo esperas. Quiero decirte que la incomodidad durante momentos donde no hablan, es muy fuerte, se nota a primera vista y esto puede hacer que tanto tú como la otra persona, terminen por decirte que ya es hora de irse o simplemente, se terminen decepcionando. Si notas este tipo de silencios, lo mejor es que encuentres la forma de hacerl@ reír.


Pretextos: Cuando tienes pensando en buscar que de una vez te de un sí para una segunda cita, lo más probable es que comience a ponerte pretextos de que tendrá cosas que hacer. Tratará de decirte cosas como “yo te aviso”, “nos ponemos de acuerdo en la semana”, son algunos ejemplos habituales y otra cosa que puedes tener en cuenta es que ver su actitud puede ser otra de las cosas para identificar que en realidad, no hay interés alguno.

Artículo Anterior Artículo Siguiente